La información no es poder

“La información es poder” ¿Qué les parecería si les dijese que es falso? Me tomarían por loco, por un auténtico cafre. MENTIRA, siendo más veniales diremos que es una verdad a medias o una visión muy simplista de la información.

La información es un conjunto organizado de datos, que constituye un mensaje sobre un cierto fenómeno. La información permite resolver problemas y tomar decisiones, ya que su uso racional es la base del conocimiento. Por si misma, la información sólo son datos que pueden servir para calzar una mesa o para ocupar espacio en la memoria del ordenador. A partir de aquí, el sentido común nos lleva a estructurar un sistema de información. Un conjunto organizado de elementos, que pueden ser personas, datos, actividades o recursos materiales en general. Estos elementos interactúan entre sí para procesar información y distribuirla de manera adecuada en función de los objetivos de una organización.

A estas alturas muchas empresas ya se dan por satisfechas, tienen un buen sistema de información que les nutre de datos suficientes para el desarrollo y consecución de los objetivos marcados. Error. ¿Quién selecciona las fuentes? ¿quién criba la información? ¿quién analiza los datos? … ¿Cuántos informes, artículos han quedado sepultados en la vorágine del día a día y para cuando los ha querido rescatar estaban obsoletos?

Para que la información realmente sea poder, eficaz, debemos seguir estos pasos:

1. Establecimiento de objetivos.
2. Selección de fuentes y canales de información.

No queremos escuchar todo, debemos marcarnos un focalizar nuestros esfuerzos en base al sector, competencia, cliente final,…

3. Mapa de entorno influenciable.
4. Mapa de publico objetivo.

Ahora, toca el feedback:

5. Establece tu estrategia de contenidos.
6. Calibra las herramientas de medición.
7. Adapta tus canales.
8. Publica y publicita tus contenidos (también deben responder a una estrategia)

Por último:

10. Monitorización y medidas
11. Valoración, criba y análisis.

Ahora si, “la información es poder”

Con las nuevas tecnologías, todos tenemos acceso a informes, datos, mediciones, etc. pero son muy pocos los que usan en beneficio de la empresa esta información. Las empresas carecen de una estrategia clara a la hora de asumir este caudal de información.

No crean que estos pasos responden sólo a la comunicación; prueben a adaptarlos a sus necesidades en comercio exterior y nacional, en contabilidad y compras,…

Anuncios